VALIENTE, POR TUS ÚLTIMOS DÍAS EN PAZ (POR CRISTINA G.M.)

Recibimos la llamada, había un galgo abandonado en una zona transitada de Madrid. Nadie quería recojerlo.

Valiente fue abandonado, en su debagar por las calles un coche le atropello dándose a la fuga. A consecuencia del gope iba arrastrando como podía, pero los dolores, elfrío y la pena no le dejaban fuerzas para buscarse algunos desperdicios que llevarse a la boca.

Iba a dejarse morir en un rincón, sólo, las ratas se lo estaban empezando a comer vivo, pero llegamos nosotros. El estado de Valiente era lamentable, pero el cariño que le dimos le hizo aguantar y sobrevivió.

Uan familia Alemana le adoptó, paso los últimos meses de su vida feliz con sus dueños de verdad, pero Valiente ya había pasado por mucho. Se le produjo una terrible infección de huesos, se estaba desaciendo por dentro. Le intentaron curar con todos los medios posibles.

Valiente murió unos meses después. seguramente si alguien nos hubiese llamado antes ahora estaría vivo.